En la Isla Elefantina, situada en el sur de Egipto frente a la ciudad de Asuán, un equipo de arqueólogos suizos ha encontrado cerca del templo de Jnum, el Dios egipcio representado con cabeza de carnero, dos estatuas sin cabeza y una estela.

Una de las estatuas no se ha podido identificar porque no lleva inscripciones pero la otra escultura, en granito negro, es del gobernador Heqaib que vivió durante el reinado de Pepi I, en la Dinastía VI. Sus expediciones a Nubia, narradas en su tumba en Qubbet el-Hawa, fueron tan importantes que se sabe que fue adorado como dios porque hace unos ochenta años se encontró en la misma isla, una capilla en su honor mandada construir por el faraón Intef III de la dinastía XI.   

La estela es de arenisca, mide unos 40 x 60 cm., y pertenece a la dinastía XVIII; está muy bien conservada y el director de Antigüedades de Asuán dice de ella que es  "una de las mejores estelas que se han descubierto en los últimos treinta años".  Las escenas representan ofrendas a los dioses.

Fotos: Swiss Institute, Cairo / Ministry of Antiquities, Egypt